Fresia del Carmen Celis Valdivia tenía 84 años y gracias a unas cámaras de seguridad se supo que había sido agredida fuertemente por un funcionario.

Gran repudio ha generado el video donde se ve a un paramédico golpeando a una mujer de 84 años que vivía en un hogar de ancianos en Quillota, Región de Valparaíso. Vivía, porque el pasado viernes 26 de octubre falleció Fresia del Carmen Celis Valdivia. Su familia hoy busca aclarar si la causa de su muerte se debió a la agresión de la que fue víctima días atrás.
El diario La Estrella de Quillota publica que la anciana, que padecía de múltiples enfermedades como diabetes, cardiopatía coronaria, trastorno de deglución y que además sufrió un accidente cerebrovascular, se encontraba desde hace un año residiendo en el Hogar San José de calle Aspillaga 265, debido a los cuidados que necesitaba. Según muestran las cámaras del hogar, el pasado viernes 19 de octubre a las 18.24 horas la anciana se encontraba en su silla de ruedas junto a su cama y a un paramédico.

Todo transcurría con normalidad, hasta que repentinamente el encargado de la atención le da una cachetada, bruscamente le cambia la ropa y presiona con fuerza varias veces el pecho de la anciana. Ella, mientras tanto, hacía inútiles esfuerzos por defenderse. Luego la tomó en brazos y la lanzó sobre la cama, es ahí donde se aprecia la cara de dolor y de sufrimiento de la mujer. El problema es que la familia de Fresia no se percató de lo sucedido. Recién el sábado 20 de octubre se enteraron de lo acontecido luego que desde el hogar llamaran para señalar que la paciente se encontraba con moretones en su cara. “Al acudir la familia, revisan la grabación y constatan que el funcionario la había golpeado la tarde anterior.

No sabemos hace cuanto se venían generando estos malos tratos o si era una práctica habitual”, señaló Luciano Urzúa, nieto de la anciana y abogado que prepara acciones legales. La mujer fue trasladada al hospital San Martín de Quillota donde le constataron lesiones menos graves, con hematomas en el costado derecho de su cara y en su tórax. Regresó al hogar y al día siguiente la enviaron de vuelta al hospital. Fue así como murió el 26 de octubre.

El hospital San Martín de Quillota emitió un comunicado que señala “se certifica que la paciente se encuentra internada con diagnóstico de insuficiencia cardíaca descompensada y neumonía aspirativa grave posterior a haber recibido maltrato en el hogar donde residía. (…) Se constatan lesiones por trauma tipo equimosis en región frontal y epigastrio”. Sin embargo, ahora la familia está iniciando trámites legales para que se investigue si el deceso de la señora Fresia Celis tuvo que ver con el maltrato que sufrió

Sé el primero en comentar

Deja un comentario